dónde tomar un buen mojito en barcelona

Dónde tomar un buen mojito en Barcelona

El mojito es un clásico de los cócteles. Pero, el hecho de que sea tan famoso, es un arma de doble filo: todo el mundo quiere servirlo pero no todos saben cómo prepararlo, al menos en Barcelona. Cócteles aguachinados, excesivamente dulces, sin sabor… Hoy, nuestro propósito es que sepas exactamente qué contiene la receta que lo hace tan popular y, así, sepas dónde tomar un buen mojito en Barcelona.

Tomar un buen mojito en Barcelona: un poco de historia

Como ya sabéis, el mojito es originario de la Habana y uno de los lugares más famosos que lo sirve es la bodeguita del Medio, ya que Ernest Hemingway y otros intelectuales de la época lo frecuentaban. De hecho, si vais, veréis que todavía hay un cartel de Hemingway que dice: Mi mojito en la Bodeguita y mi Daiquiri en la Floridita. Sin embargo, os puedo asegurar que el mojito que prepara actualmente la Bodeguita del Medio no es ni de lejos el mejor mojito de La Habana (digamos que se ha convertido en un McDonald’s de los mojitos).

Diferencia un buen mojito en Barcelona: mitos y verdades

¿Qué es lo que tiene el mojito que no es tan fácil de imitar? Lo primero, como ya sabréis, es que es un cóctel hecho a base de ron. Ojo, cualquier ron no vale: este debe ser un ron blanco y cubano, como podría ser el Bacardi o El Havana 3: son secos, suaves y sin demasiado sabor. Otro de los mitos: ¿Sprite? ¿Soda? ¿Gaseosa? Al contrario de lo que podáis pensar, un verdadero mojito no tiene un sabor dulzón, sino que es bastante equilibrado, con un punto ácido y amargo. Para su elaboración, se utiliza soda, que se puede comprar directamente o hacerla uno mismo mediante sifón. Si utilizas Sprite o Gaseosa puede quedarte una mezcla demasiado dulce, con lo que tendrás que equilibrarlo con el azúcar, aparte de los propios sabores que incorporan estas bebidas, que alterarán el sabor del mojito. ¿Hierbabuena o menta? La receta original es con hierbabuena, que tiene un toque más refrescante.

Y, por último, algo que hace que el mojito sea un gran cóctel: unas gotitas de angostura. El amargo de angostura es una especie de jarabe con elevado contenido alcohólico que aporta un toque amargo y potencia el resto de sabores. Es muy fuerte, con lo que solo se necesita unas gotas (si no, te puedes cargar el mojito).

El hielo: el hielo es muy importante a la hora de preparar un mojito. Debe estar picado bastante pequeño y que no se deshaga fácimente.

dónde tomar un buen mojito en barcelona

Cómo detectar un buen mojito en Barcelona: ojo a la preparación

Para hacer un mojito necesitaremos:

Ron blanco cubano (Bacardi, Havana 3)
Azúcar blanco o moreno de caña
Dos limas (si quieres, puedes usar otra para decorar)
Dos ramitas de hierbabuena
Una botella de angostura
Soda (o un sifón)
Un mortero

Lo primero es echar el azúcar en el vaso. A continuación, se añaden hierbabuena (nos interesa sobre todo el tallo, ya que es donde más sabor se concentra) y se machaca bien con el mortero. Después se agregan las limas y se machacan de nuevo para obtener el jugo y que toda la mezcla vaya macerando. El gran secreto del mojito reside en su macerado, así que, cuanto más tiempo veas que le dedican, mejor será. Más tarde se incorpora el hielo picado, el Ron y la soda. Por último, se le da el toque con un par de gotitas de angostura y se decora al gusto. Unas hojitas de hierbabuena siempre quedan bien. También es ideal poner un removedor o unas pajitas con las que poder seguir removiendo la mezcla mientras te la estás tomando.

¿Cómo tiene que saber un buen mojito en Barcelona?

El mojito es, sobre todo, una bebida suave y refrescante, ideal para combatir una noche calurosa de verano en la Ciudad Condal. Si estás ante un buen mojito en Barcelona, notarás que la entrada en boca es muy suave y equilibrada: deberemos distinguir el ácido de la lima, un ligero toque amargo y un punto dulce del azúcar, todo ello coronado por el sabor de la hierbabuena. La sensación es de una bebida seca pero refrescante y de sabores complejos. Sorprende, ¿verdad? El alcohol se nota pero de una manera muy sutil. Una cosa que te sugerimos es que pruebes a beber sin pajita. La pajita hace que todo el líquido vaya a la parte de detrás de la lengua donde solo distinguimos amargo y un poco del ácido, con lo que te perderás la mitad de los matices.

Ahora ya sabes cómo se hace un buen mojito y cómo distinguir entre uno bueno y uno malo. Y si aún no sabes dónde tomar un buen mojito en Barcelona ¡Ven a visitarnos!

Contáctanos

C/Floridablanca, 3

08015 Barcelona (Spain)

T +34 934 260 456

ENVÍANOS UN MENSAJE



Quiero Recibir noticias de Mondoré

He leido y acepto el aviso legal

Optimizado por 021bcn